Institucional

Historia

En Enero de 1907 un grupo de pibes liderados por Federico Monti y Antonio Scaramusso jugaban a un nuevo juego denominado fútbol, en la intersección de las calles México y Treinta y Tres. Ahí nacieron Los Forzosos de Almagro como se autodenominaban con un lema que decía "Hay que romperse todo para vencernos".

La llegada al Barrio del Padre Salesiano Lorenzo Bartolomé Martín Massa fue determinante la hora de la fundación de San Lorenzo de Almagro, su visión social para sacar a los pibes de los peligros de la calle, fue fundamental para que aquellos chicos del lugar creyeran en ese noble cura joven que les abría su corazón y las puertas del Oratorio San Antonio para que mostraran su fútbol, a partir de la fundación del Club que pasó a llamarse a partir del 1º de Abril de 1908, San Lorenzo de Almagro.

1908
Fundación

La Asociación Argentina de Fútbol nació a raíz de la decisión de un grupo de equipos de la Federación Argentina de Fútbol (FAF) de carácter amateur. Así se dio comienzo a la era profesional del fútbol criollo en el año 1931.

Luego de ser protagonista en los torneos de 1931 y 1932. El tercer torneo del profesionalismo en 1933, lo tenía como candidato junto a los otros grandes de la categoría y con un excelente desempeño por fin pudo conseguir el primer título.

1933
Primer título profesional

Fue la segunda temporada organizada por la AFA, en el marco de la Primera División de Argentina, y la disputaron los mismos 18 equipos originales de la Liga Argentina de Football. La estructura de la competencia se modificó con respecto a los años anteriores, de tal manera que se jugaron tres copas a lo largo del año. En lo que representó la primera rueda se disputó la Copa de Honor (Premio Municipalidad de Buenos Aires). Fue un torneo de todos contra todos, que tuvo como campeón a San Lorenzo de Almagro.

1936
Campeonato de Primera División 1936

El San Lorenzo del 46 ha pasado a la historia como un ejemplo de equipo agresivo e inventivo que conjugaba el buen pie de sus atacantes con la dureza de su defensa, y que al mismo tiempo evidenciaba una gran cantidad de variantes al momento de convertir, tal es así que 12 jugadores distintos anotaron los 90 goles a favor durante las 30 fechas. Construyó actuaciones memorables; le hizo siete goles a Rosario Central, seis a Atlanta, cinco a Lanús, Platense y Racing; derrotó a Boca y a River.

En 1946, como campeón de la Argentina, se fue de gira por Europa. Y encantó a todos: le convirtió 13 goles a España en dos partidos y le ganó 10-4 a Portugal. Fue un hito en el fútbol argentino y en el mundo.

1946
Campeonato de Primera División 1946

San Lorenzo se consagró campeón en la 26° fecha, a cuatro del final. Ese día, a pesar de perder con Ferro, con 39 unidades, quedaba 9 puntos arriba de los escoltas en la tabla (Ferro, Independiente, Racing y Newell's).

El goleador del campeonato con 31 goles resultó José Francisco Sanfilippo, que repetía el logro del '58 y volvería a hacerlo en el '60 y '61.

1959
Campeonato de Primera División 1959

De 1968 a 1974, San Lorenzo tuvo los mejores años de su historia en materia futbolística. En ese período, El Ciclón obtuvo cuatro títulos de primera división. El primer título fue el Torneo Metropolitano de 1968 y vino de la mano del mítico equipo denominado Los Matadores, apodo que se ganó en esa época debido a que la gente decía que "salía a matar a los rivales".

Este equipo no sólo es recordado por su elegancia y buen juego, también es recordado por ser el primer equipo en salir campeón de manera invicta en la era profesional. En todo el torneo, el equipo obtuvo 16 victorias y 8 empates; y obtuvo 49 goles a favor en contraposición con los 12 que recibió. El goleador de ese equipo fue el "Lobo" Fischer con 13 tantos.

1968
Torneo Metropolitano 1968 - Los Matadores

Uno de los mejores equipos de su historia, dirigido técnicamente por el "Toto" Lorenzo. Su superioridad frente al resto de los participantes fue tal, que la consagración se produjo cinco fechas antes de la finalización del certamen, a pesar de un empate 1 a 1 contra el Club Atlético Atlanta, en condición de local. Fueron cinco los jugadores que formaron la columna vertebral: Irusta en el arco, Heredia en el fondo, Telch y Cocco en el medio y Veglio en la delantera.

1972
Torneo Metropolitano 1972

Por primera vez en la historia del fútbol argentino un equipo conseguía dos torneos en un mismo año. Sobre todo lo destacable es que San Lorenzo en el Torneo Nacional se consagró campeón de manera invicta. El director técnico Juan Carlos "Toto" Lorenzo, fue el primer entrenador en conseguir dos títulos en la era profesional y el único en ser bicampeón del torneo de primera división Argentina con San Lorenzo de Almagro.

1972
Torneo Nacional 1972

El gran mérito del San Lorenzo campeón de Zubeldía fue la inteligencia para planificar cada partido como una final, adaptándose a cada rival según la exigencia y la mentalidad.

​El goleador y figura de ese equipo fue Héctor Scotta, quien se consagró en 1975 como el máximo anotador en el lapso de un año de la historia del profesionalismo en Argentina, alcanzando la increíble marca de 60 goles.

1974
Torneo Metropolitano 1974

Los peores años de la historia futbolística de San Lorenzo se dieron paradójicamente luego de los mejores. La crisis en lo deportivo fue influenciada por un profundo deterioro en lo institucional.

El club fue endeudándose y desmoronándose económicamente, lo que ocasionó la pérdida de protagonismo en los torneos de fútbol, así como la multiplicidad de juicios entablados por ex-jugadores, que sumieron al club en el caos económico. Como consecuencia de estas calamidades financieras el club se ve obligado por el, en aquel entonces, gobierno militar, a vender y abandonar el viejo gasómetro.

En 1980 peleó por no descender y cumplió el objetivo de permanecer en la primera división, pero al año siguiente, un equipo formado por jugadores veteranos y bajo las direcciones técnicas de Victorio Cocco primero y Juan Carlos Lorenzo después, no lo logró y perdió la categoría. Durante el Campeonato de Segunda División 1982, San Lorenzo comenzó con la dirección técnica de Juan Carlos Lorenzo, quien se fue a Vélez Sársfield, y finalizó con la dirección de José Yudica.

El sábado 6 de noviembre enfrentó en el Estadio José Amalfitani a El Porvenir por la fecha 40, faltando dos para terminar el campeonato. En el minuto 81, Rubén Insúa convirtió un penal que ponía a San Lorenzo con la ventaja mínima, la gente estaba eufórica y en el minuto 87 la hinchada invadió el campo de juego festejando el regreso a Primera.

San Lorenzo mantiene el récord de mayor asistencia de personas a un partido local, justamente en la sexta fecha del campeonato de segunda división vs. Tigre, jugando en el Monumental el 13 de marzo de ese mismo año. Alrededor de unas 74.000 personas vieron el partido en el estadio, transformándose esa cifra en la mayor asistencia de público a un estadio en Argentina detrás de la final del Mundial de 1978 entre Argentina y Holanda.

1982
San Lorenzo de los Milagros

San Lorenzo se corona campeón cortando una sequía de más de veinte años. El director técnico fue Héctor Veira, que sumó su segundo título nacional como entrenador.

Llegó la útima fecha. Gimnasia sumaba 29 puntos y San Lorenzo uno menos. Los dirigidos por Carlos Griguol recibían a Independiente, de irregular campaña. Por su parte, el conjunto del "Bambino" viajó "con fé, ilusión, con alegría, en familia y esperanza" hacia Rosario, tal como lo había vaticinado el DT. para enfrentar al siempre difícil Central.

El 25 de junio una inmensa caravana azulgrana alteró la fría ruta Panamericana. Miles y miles de cuervos entusiasmados con las palabras del Bambino derrocharon todo ese orgullo y fuego sagrado que otorga la licencia del hincha de San Lorenzo. No importaba estar un punto abajo y depender de la colaboración del Rojo. El Ciclón estaba cerca de concretar otra de esas hazañas propias e inéditas que sólo un cuervo puede sentir. Nadie más.

El penal de Netto, el gol de Mazzoni, el cabezazo del "Gallego" Gonzalez y el llanto final de todos los cuervos.

1995
Torneo Clausura 1995

Fue un campeonato muy emotivo hasta las últimas instancias y tuvo como protagonistas a dos equipos muy sólidos: San Lorenzo y River Plate. El Ciclón había empezado muy mal el 2001, con peleas internas en el plantel y desajustes con el cuerpo técnico. Esto ocasionó que el entrenador Oscar Ruggeri abandonara el equipo días previos al comienzo del calendario profesional.

Mientras se buscaba nuevo conductor técnico, los primeros partidos de la Copa y del torneo se jugaron con Víctor Hugo Doria, entrenador interino.

Finalmente, el entrenador chileno Ingeniero Manuel Pellegrini -que venía de lograr un subcampeonato con Universidad Católica y en Ecuador con la LDU de Quito- asumió como entrenador en la fecha 3.

En la fecha 8 en el Nuevo Gasómetro, River venció al Ciclón por 3 a 1. La campaña hasta ese momento era regular (4 victorias, 2 empates y 2 derrotas) y la idea de conseguir el campeonato había quedado casi descartada.

Pero ocurrió el milagro, y de los 33 puntos que quedaban en juego San Lorenzo consiguió todos, terminó descontándole los cinco de ventaja que le llevaba River y finalizó el torneo con seis de ventaja, obteniendo la mayor cantidad de puntos conseguidos en un torneo corto (47).

El plantel logró el récord de victorias consecutivas en el fútbol argentino. El mismo fue de 13 triunfos consecutivos de los cuales 11 fueron en el Torneo Clausura y 2 pertenecientes al Torneo Apertura. La racha comenzó con un triunfo por 2 a 0 ante Vélez (goles de Fabricio Coloccini y Guillermo Rivarola), se coronó con una victoria cerca del final de local contra Boca y finalizó con un empate 2 a 2 ante Banfield como visitante.

2001
Torneo Clausura 2001

El primer partido de la final frente a Flamengo de Brasil (ya se habían enfrentado en la serie de grupos) se disputó en Rio de Janeiro y finalizó 0 a 0. El encuentro de vuelta debía jugarse el 19 de diciembre pero debido a la delicada situación institucional de Argentina se reprogramó para el 24 de enero de 2002. Finalmente San Lorenzo empató 1 - 1 (Estévez) , venció 4 a 3 por penales a Flamengo y conquistó la última edición de la Copa Mercosur.

La postergada final frente al conjunto carioca tuvo una alta cuota de dramatismo y estiró el sufrimiento de un pueblo azulgrana acostumbrado a las grandes hazañas. Sebastián Saja y Diego Capria terminaron siendo las figuras de un equipo que se destacó por su solidez en todas las líneas y que cerró una campaña brillante.

 

2001
Copa Mercosur 2001 - Primera Copa Internacional

San Lorenzo, dirigido por el ex jugador Rubén Darío Insúa, se consagró campeón de la primera edición de la Copa Sudamericana, -segundo torneo de clubes en importancia de la Conmebol- luego de vencer en la final al Atlético Nacional colombiano.

La conquista de la Copa se plasmó, con un empate 0 a 0, la noche del 11 de diciembre de 2002 en el Nuevo Gasómetro pero comenzó a gestarse dos semanas antes en el Atanasio Girardot cuando el Ciclón sorprendió con una goleada 4 a 0 sobre Nacional de Medellín que casi definió la cuestión. En aquella noche, los tantos convertidos por Sebastián Saja, Pablo Michelini, Leandro Romagnoli (recordado golazo) y Rodrigo Astudillo, dejaron al conjunto cafetero casi sin posibilidades y a San Lorenzo con todo listo para festejar la segunda copa internacional de su historia.

2002
Copa Sudamericana 2002

El torneo fue liderado por el equipo de Ramón Díaz desde la fecha 4, luego de vencer a Boca por 3 a 0 en La Bombonera.

San Lorenzo, que nunca dejó la punta y logró el campeonato en la fecha 18 ganándole a Arsenal de Sarandí por 4-2, tuvo 34 goles a favor y 17 en contra.

2007
Torneo Clausura 2007

En un Torneo sumamente irregular para todos los equipos, San Lorenzo se consagró con 33 puntos, y sentó el precedente del equipo campeón con menor cantidad de puntos. El equipo dirigido por Juan Antonio Pizzi, que tuvo como goleador a Ignacio Piatti con 8 goles, ganó los 3 clásicos ante Racing, River y Boca y aunque nunca pudo hilvanar más de dos victorias seguidas terminó por encima de todos al empatar en la última fecha ante Vélez en Liniers.



El plantel del campeón



Cristian Álvarez, Mauro Cetto, Germán Voboril, Gonzalo Prósperi, Juan Mercier, Santiago Gentiletti, Julio Buffarini, Enzo Kalinski, Martín Cauteruccio, Leandro Romagnoli, Ángel Correa, Sebastián Torrico, Walter Kannemann, Héctor Villaba, Fernando Elizari, Ezequiel Mastrolía, Rodrigo Contreras, Néstor Ortigoza, Emmanuel Más, Alan Ruiz, Juan Ignacio Cavallaro, Pablo Alvarado, Matías Catalán, Ignacio Piatti, Fabricio Fontanini, Gonzalo Verón.

2013
Torneo Inicial